Cinco razones para amar el queso en su Día Mundial

0
970

El queso es, sin duda, uno de esos alimentos nutritivos y asequibles que no deben faltar en nuestras neveras. La Organización Interprofesional Láctea (InLac) recuerda las propiedades gastronómicas y nutricionales de este alimento tan estrechamente vinculado a la dieta mediterránea, coincidiendo con la celebración, como cada 27 de marzo, de su Día Mundial.

¿Qué mejor día para reivindicar el enorme y variado patrimonio nacional? Y es que España es un país de quesos, con más de 150 variedades. Orografía, variedad de climas y razas proporcionan una materia prima excelente (leche de vaca, cabra, oveja o mezcla) que, además, tiene enormes atributos y beneficios.

El queso es fuente de antioxidantes naturales, proteínas y micronutrientes. Este alimento es rico en calcio, en vitaminas A y D y del grupo B, entre las que destaca la B12, la B9 (ácido fólico), la B1 (tiamina) o la B2 (riboflavina).  Rosa María Ortega, catedrática en Nutrición y Doctora en Farmacia de la Universidad Complutense de Madrid, recuerda que el queso “es un alimento valioso, necesario en cualquier dieta equilibrada” y, aunque los más calóricos se deben tomar en menor cantidad, “un consumo racional es totalmente aceptable”. “En las 3 raciones de todos los tipos de lácteos que debemos tomar por día, según marcan las principales guías de alimentación, puede ser buena idea que alguna de ellas sea queso. Existe una gran variedad, de los que también podemos disfrutar”, matiza esta experta de referencia.

Desde InLac señalan algunas razones para apostar por el queso de origen nacional en fechas tan especiales como el Día Mundial del Queso.

  1. Beneficiosos para la salud

Los quesos son fuente de antioxidantes naturales, proteínas y micronutrientes. Estudios científicos han demostrado que la ingesta de queso no afecta a la salud cardiaca como erróneamente se creía hace años, e incluso reduce las enfermedades asociadas. Los expertos recomiendan consumir lácteos de manera regular y el queso, con numerosas vitaminas y calcio, no debe faltar como uno de los alimentos estrella de la saludable dieta mediterránea.

  1. Si estás a dieta o practicas deporte, el queso también es tu aliado

Los quesos deben tener un papel relevante en una dieta equilibrada, incluso entre aquellas personas que acuden al gimnasio regularmente y comen de forma sana y equilibrada. Ningún alimento engorda como producto aislado y lo que lleva a un incremento de peso es el total de lo consumido, especialmente cuando se toman más calorías de las que se gastan. No hay que renunciar a un delicioso trozo de queso.

  1. El queso te ayuda a lograr el objetivo de consumo recomendable: “3 lácteos al día”

Entre las 3 raciones de lácteos que debemos tomar al día, según marcan las principales guías de alimentación y también la Fundación Española de la Nutrición (FEN), es recomendable que alguna de ellas sea de queso. Y es que una porción de 100 gramos de queso equivale al requerimiento diario de calcio que necesita un adulto. Además, el calcio ayuda a que la sangre circule a través de los vasos sanguíneos y a liberar hormonas y enzimas que influyen en casi todas las funciones del organismo. También la caseína presente en los quesos genera una agradable sensación de bienestar.

  1. Una amplia oferta: Más de 150 variedades… cerca de casa

La oferta es casi infinita porque se elaboran en prácticamente todos los territorios de la Península y las Islas, muy vinculados, como los grandes vinos, a su peculiar “terroir”. Existe un gran número de mercados, supermercados, restaurantes o tiendas de alimentación gourmet donde poder adquirir quesos elaborados con leche de vaca, oveja, cabra o sus mezclas.

  1. Solos o acompañados: los quesos son todo un placer gastronómico en sí mismo

Con salmón, miel, mermelada, verduras crudas, frutas frescas o deshidratadas o frutos secos. El queso es uno de esos maravillosos alimentos que maridan con un amplio abanico de alimentos y bebidas y que lo puedes disfrutar tanto en el desayuno como en el aperitivo, la comida, la merienda o en la cena.

¿Y por qué no disfrutar de los quesos de España a través de una tabla variada?

Para prepararla, lo primero que debemos pensar es el tipo de ocasión. Una buena tabla de quesos debe contar con una buena selección de referencias, bien distribuidas en función de sus niveles de intensidad, desde los más frescos hasta los más curados, que mezcle texturas untuosas y crujientes. Que integre una amplia paleta de aromas, que van desde leche o yogur hasta los ahumados.

Te proponemos crear esta tabla, para celebrar el Día Mundial del Queso, aunque puedes encontrar muchos ejemplos más en nuestra web (www.quesea.es), en el apartado momentos para #quesear.

 

TABLA DE QUESOS

Fresco de untar: tosta y queso y encima lo que se te antoje

Murcia al vino: el queso de cabra que gusta a todos

Castellano curado: el queso de oveja que nunca falla

Idiazabal ahumado: su olor te envuelve y su sabor te seduce

Cabrales: para los más atrevidos, el queso de un paraíso

 

Ya sabes, visita la web de INLAC, crea tu propia tabla de origen nacional y celebra el día Mundial de Queso por todo lo alto.

Sobre InLac

INLAC es la organización interprofesional que engloba al lácteo de España (Cooperativas Agro-alimentarias de España, FENIL, ASAJA, COAG y UPA) y un instrumento fundamental de interlocución y vertebración. Es un foro estable de discusión entre sus miembros, respetando los ámbitos de actuación propios de cada organización. Entre sus actividades, destaca la campaña de comunicación “Quesea”, con el objetivo de dar a conocer la enorme variedad, prestigio y valores de los quesos de origen nacional, entre otras acciones de divulgación de los lácteos.