Empresarios cárnicos de Asturias urgen al Gobierno a alcanzar acuerdos con el transporte

0
498

La huelga del transporte está poniendo en aprietos a la industria cárnica asturiana. A la subida del precio de la energía, el plástico para los envases, y la materia prima para fabricar alimentos se une ahora la imposibilidad de trasladar los productos a los puntos de venta, y de recibir la materia prima con la que elaborar alimentos.

El presidente de Asincar, Antonio Palacio, indica que el problema «es doble: por un lado, las industrias que venden fuera de Asturias están viendo como se acumulan los productos fabricados en las cámaras de refrigeración. Las agencias de transporte y operadores logísticos no pueden acudir a recoger los envíos y en las fábricas se acumulan los pedidos, que no pueden llegar a su destino. Además, en breve surgirán problemas derivados del acopio de materia prima».

Desde Asincar se pone también el foco en la situación del transporte de ganado en vivo, que no puede llegar a las salas de sacrificio y estas a su vez tienen dificultades para servir a salas de despiece e industria chacinera.

Ante esta situación los empresarios que integran Asincar urgen al gobierno a que se llegue a acuerdos con el transporte para que finalicen los paros, porque los productores de alimentos, especialmente los de productos perecederos, no podrán aguantar mucho más tiempo esta situación.

El sector cárnico en Asturias da empleo a 1.500 personas y alcanza una cartera de negocio anual de más de 100 millones de euros.