Asturias lidera un proyecto europeo que busca adaptar la cadena de valor agroalimentaria y forestal al Pacto Verde y la economía circular

0
1275

El Principado lidera el consorcio del proyecto 3F Green Model, del Programa Interreg Europa, para la adaptación de la cadena de valor agroalimentaria y forestal al Pacto Verde y la economía circular. La iniciativa está dotada con 1.033.144 euros y es la primera de estas características a nivel nacional.

El proyecto pretende contribuir al desarrollo económico, ambiental y social sostenible, mediante el intercambio de experiencias y buenas prácticas entre los socios, con el fin de avanzar en la mejora de la gestión de subproductos y residuos agroganaderos. El consorcio está formado por socios de cinco países. Así, además de Asturias, que representa a España, participan Szombathely (Hungría), Cork (Irlanda), Sicilia (Italia) y Vidzeme (Letonia).

El consejero de Medio Rural y Cohesión Territorial, Alejandro Calvo, ha participado hoy en la primera sesión de trabajo del grupo. Los socios compartirán proyectos de gestión de residuos agroganaderos, forestales y agroalimentarios en marcha. Además, intercambiarán experiencias sobre fórmulas de colaboración en el campo de la economía circular. Asturias cuenta con el apoyo de organismos de investigación públicos como Ficyt y Serida, y privados, como Cetemas y Asincar.

Entre otros objetivos, el consorcio abordará la gestión de los purines ganaderos y la generación de biogás, de forma que se puedan obtener fertilizantes aptos para agricultura ecológica y cerrar así el ciclo. El Gobierno de Asturias también pretende potenciar la transformación de residuos agroalimentarios, como la magaya de sidra o los sueros lácteos, en subproductos de alto valor, como el carbón activado y aditivos ricos en minerales.

El programa del encuentro incluye visitas a instalaciones que son una referencia en la gestion de residuos en la comunidad, como las plantas de Biogastur, en Navia, y la de gestion de residuos de Cogersa, en Gijón.

La iniciativa 3F Green Model ha sido seleccionada entre más de 170 propuestas de toda Europa, cuenta con financiación del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) y se desarrollará hasta 2026. El trabajo final se enfocará a desarrollar normas que den soluciones a problemas prácticos.