Delagro presenta Blue Star: fertilizantes bioestimulantes de última generación que cuidan el suelo y el bolsillo

0
166

La cooperativa de segundo grado Delagro anuncia el lanzamiento de la nueva gama de fertilizantes bioestimulantes Blue Star. Un innovador producto desarrollado en colaboración con la multinacional norteamericana Alltech, que ofrece resultados de última generación y se adapta a las necesidades específicas de los suelos y cultivos del norte de España.

Javier Caneda, responsable del área de Producción Vegetal en Delagro, fue el encargado de presentar este viernes la nueva gama, junto a Pedro Palazón de Ideagro (desarrollo de productos agroalimentarios) y a Agustín Murillo de Alltech (multinacional líder en salud animal y vegetal), en un encuentro telemático al que se conectaron gran parte de los equipos técnicos y comerciales de las cooperativas socias. Durante la jornada, Caneda destacó las características de Blue Star, sus propiedades microbiológicas y sus beneficios, así como la importancia de adecuar y velar por la simbiosis suelo-planta para obtener unos resultados óptimos, tanto en términos de calidad como de eficiencia y cumplimiento normativo.

«Gracias a un proceso de desarrollo conjunto, hemos obtenido un fertilizante bioestimulante que aporta nutrientes específicos y bacterias adaptadas a la acidez del suelo que caracteriza los cultivos del norte de España. Al mejorar la eficiencia de las plantas en la captación y aprovechamiento de los nutrientes disponibles en el suelo, estos fertilizantes contribuyen a una agricultura más sostenible, reduciendo las emisiones, la huella de carbono y las pérdidas de nutrientes no aprovechados. De esta forma, conseguimos adelantarnos a las nuevas exigencias medioambientales contenidas en la Política Agraria Común (PAC) y la estrategia de la Granja a la Mesa, así como el Real Decreto de Nutrición Sostenible, cuya publicación es inminente», detalla Javier Caneda.

«En Delagro estamos plenamente comprometidos, en primer lugar, con las demandas de nuestras cooperativas socias, y, en segundo lugar, con la protección del medio ambiente y la conservación del suelo, que constituye nuestro medio de vida. La disponibilidad de productos innovadores como Blue Star nos permitirá satisfacer ampliamente ambos objetivos: reducir el impacto ambiental de la actividad agraria y ofrecer a los agricultores fertilizantes de calidad y gran valor añadido«, añade.

Por otro lado, Caneda destacó también el ahorro que supone el uso de estos nuevos fertilizantes bioestimulantes, al incorporar la tecnología CONTRIBUTE®, desarrollada por la multinacional estadounidense Alltech. «Con esta nueva tecnología podemos aumentar la disponibilidad de los nutrientes en los cultivos y además estimular a la planta para que tenga una mayor absorción. Esto se traduce en una reducción de costes gracias a estas bacterias que permiten aprovechar nutrientes que habían quedado insolubles en el suelo, a fijar nitrógeno ambiente y a solubilizar el fósforo insoluble en el suelo. Así, evitamos tener que aplicar grandes cantidades de nutrientes convencionales, a la vez que cumplimos con las nuevas exigencias europeas».

Durante la jornada de presentación, también hubo tiempo para ofrecer consejos prácticos sobre la aplicación del fertilizante bioestimulante Blue Star y su uso en los diferentes tipos de cultivo. «Puede ser aplicado directamente al suelo, bien sea esparcido a voleo en superficie, en fondo o localizado. En pradera se recomienda la aplicación en fondo, en la implantación del cultivo. En el caso del maíz, también debemos aplicarlo en fondo, de forma previa a la implantación; para huerta, se recomienda una aplicación al inicio como abonado de fondo. También está previsto desarrollar un fertilizante Blue Star específico para silvicultura, que se aplicará desde la parada invernal hasta la hinchazón de las yemas».

El resultado, según han asegurado desde Delagro, será visible en la calidad de los cultivos, ya que su formulación consigue estimular el desarrollo y crecimiento vegetativo de las plantas, promoviendo un mayor desarrollo radicular y mejorando los parámetros de producción.

«En definitiva, estamos muy satisfechos de poder ofrecer una solución rentable, eficiente y respetuosa con el medio ambiente, que nos permite ofrecer respuestas de vanguardia a las necesidades de nuestras cooperativas socias y clientes. Queremos seguir siendo un proveedor de referencia con un producto como Blue Star, que incorpora tecnología de última generación, optimizando la fertilización y sus costes», concluyó Javier Caneda.